Buscar

Conociendo Guadalest – Día 1

Qué ver en Guadalest

Llegaba el tan ansiado día de una nueva aventura. Más que una aventura, esta iba a ser una pequeña escapada de tres días  en la que desconectar del trabajo y de la rutina diaria. Como ya hemos dicho muchas veces, nos encanta ese turismo en el que coger el coche y perderse por pueblos escondidos que siempre tienen algo que mostrar. Para esta ocasión, en nuestro primer día queríamos conocer y ver con nuestros propios ojos, uno de los que dicen que es el pueblo más bonito de la Comunidad Valenciana, Guadalest. Si queréis conocer el planning del viaje, recordad que ya lo publicamos en su momento en este link.

Desde nuestra casa en Murcia hasta Guadalest, nos separaban un par de horas de coche durante las cuales, los niños se portaron estupendamente (no les queda otra a los pobres).

Una vez que alcanzamos nuestro destino….sorpresa!!! los turistas abarrotaban el pueblo, parece ser que no éramos los únicos que habíamos quedado prendados de las fotos vistas en Internet. Afortunadamente, el pueblo está bastante preparado para el turismo, y dispone de hasta 3 parkings al aire libre (previo pago) donde dejar el coche.

Una vez aparcado el coche, comenzábamos nuestra visita. Como siempre decimos, al viajar con niños, hay que adaptar el ritmo del viaje a ellos para que todos disfrutemos, así que como eran las 12:30, hicimos una primera parada en un bar para que comiesen y así que fueran relajados el resto de la visita.

Ahora sí, con el estómago lleno, era hora de patear el pueblecito.

Qué ver en Guadalest

  • Sin duda, el gran atractivo de Guadalest es su Castillo, declarado Conjunto Histórico Artístico desde 1974. Está formado por:
    • El Castillo de San José. Está situado sobre una roca en la parte más elevada del pueblo. Data ni más ni menos que del siglo XI y su situación responde a cuestiones estratégicas ya que desde esa zona tan elevada, se tenía una buena visión de los alrededores.

Castillo de Guadalest 

    • Casa Orduña. Tras los terremotos que asolaron la localidad en 1644, la familia Orduña levantó esta casa.
    • Castillo de la Alcozaiba. Dentro de las edificaciones que componen el castillo, sin duda, la Alcozaiba es su parte más vistosa (o por lo menos la que más nos gustó a nosotros). El castillo original databa del siglo XI, y hablo en pasado debido a que los terremotos y las guerras acabaron con él. Hoy en día, tan sólo se puede ver una torre restaurada de un blanco impoluto.
  • Castillo de Guadalest
    • Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción. Construida en el siglo XVIII en estilo barroco, la podemos ver justo al lado de la Casa Orduña.
    • Prisión. Construida en el siglo XII, actualmente se encuentra en los bajos del Ayuntamiento.
  • Embalse de Guadalest. Fue construido en el año 1964 para abastecer de agua a las localidades de la zona. Según leo en varios blogs, merece mucho la pena acercarse en primavera, ya que los almendros situados en los alrededores dotan de esas preciosas flores blancas y rosas a la zona, creando un estampa muy bonita.

Embalse de Guadalest

  • Museos. Una cosa que nos resultó realmente curiosa es la cantidad de museos de temáticas diferentes a lo que viene siendo habitual que podemos encontrar en Guadalest. Así, podemos encontrar el Museo de las Microminiaturas, el Museo Microgigante, el Museo de Saleros y Pimenteros, o el Museo Antonio Marco (donde se exponen casitas de muñecas y un Belén durante todo el año)

Museo de Miniaturas

Lo primero que queríamos conocer era esa torre del Castillo de la Alcozaiba que tantas veces habíamos visto por Internet y que fue uno de los grandes reclamos que nos hicieron decantarnos por la visita a Guadalest. Encontrar los lugares es muy fácil ya que es un pueblo muy pequeñito así que nada tiene pérdida. Llegamos a la Calle de la Virgen en donde enfilamos el Portal de Sant Josep. Desde aquí, las vistas que se obtienen de la torre de la Alcozaiba son espectaculares.

Camino del Castillo

Continuamos nuestro paseo en dirección a la torre y aquí viene uno de los espectaculares enclaves del pueblo. Y es que Guadalest está dividida claramente en dos barrios, El Arrabel y El Barrio del Castillo, y para pasar de un barrio a otro hay que… ¡¡atravesar la montaña!!. Pero no os preocupéis, afortunadamente los ingenieros de la época excavaron un túnel en la roca conocido hoy en día como el Paso de Sant Josep, un lugar muy fotogénico que hará la delicias de vuestra cámara de fotos.

Portal de Sant Josep

Nada más pasar el paso de Sant Josep, os encontraréis de frente con la Casa Orduña, lugar de entrada al Castillo de Guadalest.

Precios y horarios del Castillo

En horario de verano (del 01 de Junio al 30 de Septiembre), el Castillo abre de 10:00 a 20:00. En horario de invierno (del 01 de Octubre al 31 de Mayo), el horario es de 10:00 a 18:00.

El precio de la entrada es de 4€ para los adultos y de 2€ para los niños (Enero 2018).

Desde la Casa Orduña, seguimos la calle en donde nos encontrábamos hasta llegar a la Plaza San Gregorio. Dicha plaza es el lugar ideal desde donde observar el Embalse de Guadalest del que os hablábamos antes.

Vistas del embalse desde el Mirador de San Gregorio

Si bordeáis dicha plaza por el lado que queda más cerca del embalse, llegaréis hasta otro bonito mirador en el que a un lado veréis el embalse, y al otro lado veréis el castillo de Guadalest vigilando incansablemente la localidad.

Vistas del castillo desde el Mirador

En nuestro camino desde el parking hasta el mirador del embalse, habíamos visto multitud de museos entre los que destacaban los museos de miniaturas. No nos queríamos ir de Guadalest sin conocer uno de estos museos tan curiosos.

El que elegimos fue el Museo Microgigante donde se representan en miniatura objetos que en la vida real son “Gigantes”.

Precio y horario del Museo Microgigante

El precio es de 4€ para los adultos y de 3€ para los niños.

El horario es de 10:00 a 21:00 en verano y de 10:00 a 18:00 en invierno.

Aunque no es necesario, podéis adquirir las entradas online. Os dejo la web oficial para ampliar información.

Las obras expuestas son realmente impresionantes  y en ellas podemos presuponer la paciencia y la gran habilidad del escultor. Según nos adentramos en el pequeño museo, podemos ver cosas tan curiosas como una plaza de toros en la cabeza de un alfiler, una hormiga tocando un violín, el cuadro del Entierro del Conde de Orgaz pintado en un grano de arroz, una mujer encima de una avispa, etc…

Mujer sobre una avispa

Hombre y Mujer saliendo de una concha

En el piso de arriba, tienen una preciosa escultura de un caballo bajo un árbol rodeada de espejos para poder admirar la obra desde cualquier ángulo.

Escultura de un caballo dentro del Museo Microgigante

Con esta visita dábamos por finalizada nuestra visita a la pequeña Guadalest. Nuestro recorrido por Valencia no podía haber empezado con mejor pie.

Posts Relacionados

3 thoughts on “

Conociendo Guadalest – Día 1

Qué ver en Guadalest

  1. Nos encantan este tipo de pueblos.
    Gracias por acercárnoslo un poco.
    Saludos. Victor y Ana

  2. Que oaisajes y que lugar más interesante. Gracias

    1. latitude

      Me alegro que te haya gustado Raquel. La verdad es que Guadalest nos encantó!!

Déjanos tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.