Posando en Santa Sofía
Turquía

Santa Sofía, visita imprescindible de Estambúl

Hoy toca conocer de cerca otra de esas maravillas que nuestros ancestros construyeron y que ha perdurado hasta nuestros días para deleite nuestro, la gran mezquita de Santa Sofía. Los que nos seguís con asiduidad, ya sabréis que somos unos grandes aficionados a la Historia y a todo lo que tenga que ver con ella.

En nuestros múltiples viajes hemos conocido maravillas como el Coliseo Romano, el Parlamento de Budapest o los lejanos Templos de Nikko en Japón. En todas ellas y en otras muchas más, siempre nos entra un pequeño escalofrío cuando admiramos con nuestros propios ojos esos pequeños trocitos de historia  que tantas veces hemos leído y visto en libros.

Pues bien, hoy toca añadir a esa lista otra de esas maravillas arquitectónicas que aúna historia y arquitectura. Subrayada en rojo y en letras bien grandes teníamos anotada en nuestra libreta mental visitar algún día Santa Sofía en Estambúl. Hoy era el día en el que, por fin, nuestros ojos se iban a posar en ese crisol de culturas que ha visto pasar en sus entrañas millones de personas y ha sido testigo mudo de innumerables hitos históricos. Hoy era el día en el que saldábamos una cuenta pendiente con la que es, una de nuestras ciudades favoritas en el mundo. Sí, hablamos de Santa Sofía.

Santa Sofía, la mezquita que resurge de las cenizas

Este edificio podría ser comparado con el mítico Ave Fénix de la mitología griega, que resurge siempre de las cenizas de su predecesor. Como ya imagináis por lo que acabo de decir, el actual edificio no se trata de la construcción original. Dicho privilegio corresponde a la que se conocía como Iglesia Grande, debido al tamaño que tenía en comparación con el resto de iglesias de la ciudad. Esta primera iglesia fue inaugurada en el año 360 bajo el mandato de Constancio II. Esta primera versión de Santa Sofía apenas duró 44 años, ya que en el año 404 la iglesia fue quemada y derrumbada debido a los disturbios que hubieron como consecuencia del envío al exilio de Juan Crisóstomo por parte del emperador Arcadio.

Unos pocos años más tarde, el emperador Teodosio II mandó construir una nueva iglesia en el mismo lugar en el que se había levantado la primera. Corría apenas el año 415 cuando la segunda iglesia se inauguró. Esta duró más años que su predecesora ya que nos tenemos que remontar al año 532 para volver a encontrarnos con un incendio provocado por los conocidos como Disturbios de Niká que derrumbaron los cimientos de la segunda iglesia.

Apenas un mes después de los Disturbios de Niká, el emperador Justiniano I mandó construir una nueva basílica mucho más espectacular que la anterior. La nueva iglesia (que es la construcción actual) fue terminada en el año 537. Para su construcción se emplearon materiales de todo el imperio (piedras de Egipto, piedra amarilla de Siria, mármol de Tesalia,…).

Santa Sofía en todo su esplendor

Hoy en día se ha convertido en todo un icono de la arquitectura ya que, no olvidemos, lleva en pie desde hace 1500 años habiendo sobrevivido a numerosos terremotos e incendios que pusieron en grave peligro su existencia.

¿Mezquita, museo, catedral bizantina o catedral católica?

¡¡TODO A LA VEZ!!

Desconocemos si habrá algún lugar en el mundo en el que a lo largo de su historia haya cambiado su función tantas veces.

Estamos ante un edificio que, debido a su situación entre Asia y Europa, se asienta en una ciudad que ha cambiado de manos en numerosas ocasiones y, por lo tanto, sus edificios han pasado de realizar unas funciones a realizar otras.

Comenzó como Catedral Bizantina

Estamos en el año 537 cuando el Imperio Bizantino es el gran dominador de estas latitudes con capital en Constantinopla (actual Estambúl). Como ya hemos dicho, Justiniano I manda construir esta impresionante catedral que, obviamente, serviría como catedral ortodoxa bizantina de rito oriental. Durante 900 años se mantuvo como Catedral Bizantina. En este período, su cúpula se derrumbó en varias ocasiones necesitando ser restaurada por completo. Dicha cúpula era un auténtico hito arquitectónico para la época ya que esta, no fue replicada hasta casi mil años después con la construcción de la Basílica de San Pedro en Roma.

Uno de los muchos mosaicos de Santa Sofía

Un breve período de Catedral Católica

Pues sí, aunque no lo pueda parecer, Santa Sofía también ha servido como Catedral Católica. Ocurrió entre los años 1204 y 1261 cuando la ciudad fue saqueada por los invasores europeos en lo que, posteriormente, se conoció como Cuarta Cruzada. Como símbolo de su poder, decidieron convertir Santa Sofía en el centro religioso del Imperio latino en Constantinopla. El líder de esta cruzada, Enrico Dandolo, tiene el honor de haber sido la única persona en haber sido enterrada en Santa Sofía, aunque sus huesos fueron sacados unas pocas décadas después.

Llega el Imperio Otomano, toca el turno de ser mezquita

Santa Sofía en todo su esplendor

Tras ese breve período en el que Santa Sofía pasó a ser catedral católica, esta volvió a manos del imperio bizantino, aunque por poco tiempo.

Corría el año 1453 cuando la ciudad, fruto del asedio al que fue sometida, cayó finalmente a manos del Imperio otomano. El sultán Mehmed II prometió a sus soldados tres días de saqueos ilimitados y, Santa Sofía, no fue una excepción. Cuenta la historia que, los otomanos entraron por la fuerza en Santa Sofía mientras unos asustados ciudadanos se encontraban refugiados en la misma. Los soldados mataron e hicieron esclavos a los ciudadanos por partes iguales. Una de las primeras órdenes que proclamó el sultán fue la conversión en mezquita de Santa Sofía pasando a llamarse desde ese mismo momento Ayasofya

A lo largo de 500 años, Ayasofya se mantuvo como mezquita. Durante estos 5 siglos, se fueron añadiendo sus característicos minaretes y se construyeron numerosos refuerzos con el fin de que no sucumbiese a los terremotos de la ciudad. Por supuesto, se retiró o se cubrió con yeso toda inscripción bizantina y católica y su interior pasó a tener la clásica decoración musulmana.

Precioso el interior de Santa Sofía

Un edificio para todos, Ayasofya se convierte en museo

Terminaba la Primera Guerra Mundial y Turquía estaba muy deteriorada, tanto que, sus territorios se encontraban divididos entre los aliados victoriosos. Pero las grandes naciones resurgen de sus cenizas y ahí estaba el gran líder turco Ataturk, de la mano del cuál nació la actual Turquía. Debido a su carácter secular, Ataturk decidió reconvertir Ayasofya en museo. La razón de Ataturk para reconvertir Ayasofya en museo era incluir en los cimientos del país todo aquel legado que ayudó a fundar la actual Turquía. Ayasofya, al haber pertenecido al imperio bizantino y otomano estaba en medio de todo, por lo que Ataturk optó por una decisión salomónica: ni para unos ni para otros, Ayasofya sería desde ese momento un museo. 

Y así se mantuvo durante 85 años….hasta que llegó el año 2020

Ayasofya vuelve a ser mezquita

El 10 de Julio del año 2020, el Consejo de Estado aprobó la decisión de reconvertir Ayasofya en mezquita nuevamente pero con un status especial. Seguiría abierta al público en horarios fuera de los rezos musulmanes y, se respetarían todos los iconos cristianos existentes en el templo, los cuáles serán tapados por cortinas durante los rezos (solo aquellos que estén orientados a La Meca). La decisión, como era de esperar, fue duramente criticada fuera de las fronteras. Grecia y EEUU (que parece estar metido en todos los jaleos), lamentaron profundamente la decisión e instaron al gobierno turco a debatirla. La UNESCO también ha intentado dialogar, pero hasta la fecha, no ha encontrado respuesta.

La verdad es que me gustaría dar mi opinión al respecto. Este edificio fue pensado, diseñado y construido con el único propósito de ser un lugar religioso al servicio de los ciudadanos y así ha sido durante sus 1500 años de historia. Siempre y cuando se permita la visita al viajero y se respeten los iconos de otras religiones, no vemos mayor problema en su reconversión en mezquita. Ayasofía nació como lugar de culto y creo, que así debe seguir siendo.

Bella estampa de Santa Sofía por la noche

Información práctica para visitar Santa Sofía

💰 PRECIO

El coste de entrar a Santa Sofía es de 60 liras turcas (unos 6€, Mayo 2021)

HORARIO

El horario de apertura de Santa Sofía es el siguiente:

Desde el 1 de Mayo hasta el 1 de Noviembre, Santa Sofía abre de 09:00 a 19:00

El resto del año, el cierre del edificio se adelanta a las 17:00.

🚌 CÓMO LLEGAR

La manera más fácil y rápida de llegar a Santa Sofía, sin ninguna duda, es mediante tranvía. El que debéis tomar es el de la línea T1 con parada en Sultanahmet. Desde ahí, apenas 100 metros os separan de vuestro destino.

🧭 LOCALIZACIÓN

Se encuentra en pleno meollo de la ciudad, justo enfrente de la Mezquita Azul y del Hipódromo de Constantinopla:

Qué visitar cerca de Santa Sofía

Una de las mejores cosas que tiene Estambúl es que sus iconos más representativos se encuentran aglutinados en la zona de Sultanahmet, por lo que no os tendréis que mover demasiado para visitar un buen puñado de lugares cerca de Santa Sofía. Estos son algunos de los monumentos cercanos a Santa Sofía:

🕌 MEZQUITA AZUL

Sin ninguna duda se trata de una de las visitas estrella de Estambúl. No podéis dejar pasar la oportunidad de visitar la preciosa Mezquita Azul.

Una de nuestras vistas favoritas de Estambúl

🏇 HIPÓDROMO DE CONSTANTINOPLA

Aunque ya apenas queda nada de él, aún son visibles dos obeliscos que formaban parte del hipódromo original. En la actualidad, el hipódromo original se encuentra a dos metros bajo tierra de la plaza enlosada de Sultanahmet.

Obeliscos del hipódromo de Constantinopla

💧 CISTERNA BASÍLICA

Otra de las visitas imprescindibles es la visita a esta antigua cisterna en donde se encuentra la famosa cabeza de Medusa.

Cabeza de Medusa en la Cisterna Basílica

🏰 PALACIO DE TOPKAPI

Otra de las maravillas que podéis visitar cerca de la Mezquita Azul es el increíble Palacio de Topkapi. Una visita imperdible en vuestra estancia en Estambúl.

Puerta de la Acogida en el Palacio de Topkapi

Organiza tu escapada a Estambúl

🏥 Viaje siempre con seguro con Iati Seguros y obtén un 5% de descuento si lo contratas desde este enlace

📚 No te pierdas detalle con esta guía de Estambúl

🔝 Inspírate con nuestra de qué ver en Estambúl en 5 días

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.